Oraciones

Como cristianos que somos, en nuestro día a día y en la rutina del grupo no puede faltar aquello con lo que mejor hablamos con Dios: la oración. Aquí tenéis algunas oraciones sencillas por si os ayudan a rezar de forma personal, por si sois los encargados de preparar la oración en el grupo, por si se la queréis enseñar a alguien… ¿Lo mejor? Complementarlas con aquellas oraciones propias de nuestra Iglesia (Padre Nuestro, Ave María…).  

 



 
 

“ENSÉÑAME A COMPARTIR LO QUE TENGO”

Señor, tal vez no tenga muchas cosas para dar,
pero he recibido muchos dones
para compartir con los demás.
Enséñame a no ser egoísta,
a pensar primero en los demás
y a compartir con alegría.
Enséñame a compartir
lo que soy y lo que tengo.
Que no me apegue
a mis cosas y me las guarde,
sino que aprenda a ofrecerlas,
para que todos puedan disfrutar con lo que he recibido.
Tengo mucho para dar,
y lo que tengo se puede multiplicar si lo comparto.
Jesús, cambia mi corazón
y que comparta lo que tengo
porque dando se recibe
y compartiendo se descubre
tu presencia en nuestro corazón.
¡Que así sea, Señor!

Marcelo A. Murúa